¡¡Me encanta!! Actriz improvisada…

¡¡¡Me encanta!!! (Cuánto tiempo hacía que no comenzaba un relato escribiendo esto por la calle, ¡quizás desde que vivía en París o Italia!)

Venía de una sesión de fotos para alumnas de Moda en Bellas Artes. El hecho de que no me esperase nadie en casa para comer me hizo entretenerme al volver.
Estoy felicitando a mi padrino por teléfono, paseando por la Michelena, y en esto que encuentro a un chico vendiendo unas ilustraciones hechas con litografía. En el mismo mismo sitio en el que lo encontré hace dos años… cuando le compré seis láminas.


Así que le digo cuando paso:
-Tengo seis cuadros tuyos…

A lo que me pregunta:
-¿En dónde?


Y yo:
-En la habitación -contesto bajito para no gritar al oido a mi madrina, que está al otro lado del teléfono.

Pero el chico me sigue hablando.
Así que termino la conversación con mi madrina y sigo hablando con él, al tiempo que recuerdo los cuadros que había comprado, mientras pasa incansable de una lámina a otra para que la gente las vea.

Seguimos hablando pues, mientras va yendo, viniendo y parando la gente:
-¿Y de dónde eres?
-¿Yo? De Galicia, Suiza, Madrid, Londres …
-¡Interesante! ¿Y estás en Facebook?
-Sí, pero no vendo por internet. Yo me dedico a otra cosa, me dedico a hacer pelis y videos.
-No no es por eso. Es por ampliar contactos, ¡que yo también soy artista!
-¿Y qué haces?
-¡Soy bailarina y escribo!
-Pues esta tarde grabo una escena en Pontevedra, ¿quieres participar?
-¡Claro!
-¿Y tu nombre cómo es?
-Lucía, Lucía Lourido.

Mientras atiende a los clientes, sigo admirando los cuadros… al igual que sus tácticas de márketing, que me parecían fenomenales.
-Bueno, como te decía- continúa al tiempo que sigue pasando las láminas sin cear, para que si no es una, veas otra que te pueda gustar- …tendrías que ir muy maquillada.
-No hay problema… justamente vengo de una sesión de fotos con alumnas de moda y tengo el maquillaje en el bolso.
-Perfecto.
-¿Y de vestir?
-Ya vale como estás así.
-¿Y qué tengo que decir?
-Nada, unos números.
-¿Unos números?
– Sí, números al azar. Después según el movimiento de la boca ya doblo yo. Lo que sí tienes que hacer es… estar seria. Es más, vas a tener que estar enfadada.
-… ¿Pretendes hacerme estar enfadada, vocalizando unos números frente a una cámara? JAJAJAJAJA.

Mientras asimilo mi futuro papel, mi querido nuevo artista amigo explica las ilustraciones a los viandantes:
-Esta es la vista de los rascacielos de Lugo- dice con guasa.
-Bueno, ¿y a qué hora? -pregunto.
-A las 4.30, Lucía Lourido.
-¡Ahí va! Hace varias cosas a las vez (ni cobrando con una mano deja de pasar las láminas con la otra) y además se acuerda del nombre completo… ¡ya es!
Aunque poco le duró… (al rato ya me llamaba Laura).

Nos fuimos a comer, me enseñó algunos de sus trabajos y por la tarde a ¡¡grabar!! Mi primera grabación como actriz (no doblaje, no bailarina, no modelo, no teatro, no… ¡actriz!) ¡Qué pasada! A ver si de ésta me hago famosa jaja. La verdad ya me podía ganar un Óscar, porque vamos. Convertirme de noche para la mañana (más bien de la mañana para la tarde) en la hermana mayor de un joven guitarrista rubio de ojos azules (yo que soy morena de ojos marrones) que se fue de casa y me dejó el alma destrozada, echarle la bronca gritándole números y pretender que no me ría… ¡ya tiene arte y gracia de nuestro Señor!

CIMG5924*Una de las escena de “quinientos veinticuatro… coma dos!

-Pues… ¡¡¡Pi al cuadrado!!!”

jajajaj

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s